El placer de lo simple.

8.2.14


A veces olvido lo que me hace bien. Y cuando lo recuerdo, solo siento placer... Por lo simple y nada más.
El solo reír, hacer de tonta, comer, tocar el agua, tomar agua, abrazar a alguien, hablar con alguien... ¡En fin! Todo lo simple para mí, ahora recuerdo el placer que me da.
Hay veces en las que olvido lo esencial. Hay veces en las que mis pensamientos no tienen coherencia. Hay veces en las que ya no sé muy bien en donde estoy pero en algún momento llega la "salvación". Sí, salvación, creo que está bien. Viene y me hace despertar. Despierto en la realidad. Ya no estoy flotando quien sabe donde. Ahora estoy en el mundo real y puedo sentir PLACER, placer por las pequeñas cosas de la vida. La timidez y las risas, la amabilidad y la comunicación.

DEJA UN COMENTARIO:

Publicar un comentario

Me haría muy bien un lindo comentario tuyo :-).